Saltar al contenido

¿Cómo hacer para que los niños aprendan las tablas?

abril 10, 2022

Cómo enseñar las tablas de multiplicar a un niño de 6 años

La multiplicación es una de esas habilidades básicas que los alumnos tienen que dominar antes de pasar a las matemáticas más avanzadas. La memorización es una opción, pero también es vital asegurarse de que los niños entienden exactamente lo que significa multiplicar. Esta lista de formas de enseñar a multiplicar está llena de enfoques divertidos y atractivos. Seguro que encuentras una idea o una actividad que se adapte a cada uno de tus alumnos.

Para este juego, puedes utilizar dados dentro de los dados o simplemente un par de dados. Los jugadores tiran los dados y utilizan los números para bloquear espacios en la cuadrícula, escribiendo también la frase matemática. Al final del juego, el jugador que tenga más espacios coloreados gana.

Las matrices introducen la multiplicación de una manera que los niños pueden entender fácilmente. Esta actividad es estupenda para los alumnos activos, a los que les encantará hacer agujeros mientras crean matrices de multiplicación para las operaciones básicas.

¡Tan fácil y tan divertido! Escribe las operaciones de multiplicación en el extremo de una variedad de palos de madera para manualidades. En algunos, escribe “¡Kaboom!” en su lugar. Para jugar, los niños sacan palitos de un vaso y responden al problema. Si aciertan, pueden seguir sacando palitos. ¡Pero si sacan un palito de Kaboom!, ¡tienen que devolver toda su colección!

Cómo enseñar a multiplicar a los alumnos con dificultades

Es desmoralizante para un niño si tiene problemas con las tablas de multiplicar y sigue equivocándose en las preguntas.  En lugar de señalar los fallos, celebre los éxitos. Lleve un registro de las operaciones que su hijo conoce, para que pueda ver que sus conocimientos siguen creciendo. A los niños también les gusta superar sus marcas personales.

Escriba los números del 1 al 12 en diferentes tarjetas y bájelas. Supongamos que están trabajando con las seis tablas de multiplicar. Haz que den la vuelta a una tarjeta cada vez y multipliquen el número por seis. Sigue haciendo esto hasta que hayan pasado por las doce tarjetas. Utiliza un cronómetro en tu teléfono para cronometrar el tiempo y anota ese tiempo como el mejor hasta el momento, y luego rétalos para que lo superen.

Pon las manos sobre las rodillas y numera los dedos del 1 al 10 de izquierda a derecha.  Así, el dedo meñique de la izquierda es el 1, el anular es el 2, y así sucesivamente hasta llegar al 10 del dedo meñique de la derecha.  ¿Qué es 4 x 9?    Dobla el dedo número cuatro. Ahora cuenta cuántos dedos hay a la izquierda del dedo doblado (tres) y cuántos a la derecha (seis).    Ahí tienes la respuesta, tres-seis, treinta y seis.

Una forma fácil de aprender las tablas del 2 al 9

A muchos niños les cuesta aprender las tablas de multiplicar; como padre o madre, quizá sientas que es tu deber ayudarles. Al fin y al cabo, necesitarán habilidades de multiplicación rápidas que les ayuden durante el instituto, la universidad y la vida. Necesitarás tiempo, estrategia y paciencia para ayudar a tu hijo a trabajar y disfrutar de la conquista de estas cifras, pero está garantizado que valdrá la pena.

Resumen del artículoPara enseñar las tablas de multiplicar a tu hijo, sentaos juntos y empezad a aprender las tablas de multiplicar en familias de hechos, como el 0, el 1, el 2 y el 3. Explícale que la multiplicación no es más que sumar un número de forma repetitiva, y utiliza una tabla o un cuadro para mostrarles que los números se repiten. Por ejemplo, 7 por 3 es lo mismo que 3 por 7. A continuación, enséñales los patrones especiales, como que todos los números multiplicados por 5 terminan en 0 o 5 y que todos los números multiplicados por 1 son iguales al otro número. Si conoces trucos especiales, como usar los dedos para la familia de hechos del 9, utiliza esos consejos para ayudarles a acelerar. Para otros consejos sobre la memorización de las respuestas y el uso de habilidades de velocidad, ¡sigue leyendo!

Cómo aprender las tablas de multiplicar de memoria

Los niños deben aprender las tablas de multiplicar porque es una parte importante de su educación elemental. Las investigaciones científicas sugieren que “a medida que los niños aprenden la aritmética básica, pasan gradualmente de resolver los problemas contando con los dedos a sacar los datos de memoria”. Aprender las tablas de multiplicar no sólo ayuda a los alumnos a adquirir una base sólida en matemáticas, sino que también les ayuda a destacar en otras asignaturas como ciencias, geografía e informática a lo largo de su escolaridad.

Las tablas de multiplicar resultan muy útiles en la vida cotidiana de los niños. Los niños que dominan las tablas de multiplicar pueden decir la hora, medir la distancia y pesar diferentes objetos con precisión. No tienen problemas para duplicar números, determinar un descuento en una tienda, calcular la hora prevista de llegada cuando viajan y calcular los días de las semanas, los meses o los años. Pueden calcular con confianza los valores de cambio de moneda y contar grandes sumas sin utilizar una calculadora. Los cálculos matemáticos se realizan a nivel subconsciente durante el trabajo, el juego y las tareas diarias. Conocer las tablas de multiplicar puede ayudar a realizar tareas sencillas con rapidez y ahorrar tiempo y estrés.

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad